Desmontamos a la infanta Elena. El look que demuestra que sigue siendo la más elegante